Tsunami
- Datos Interesantes

¡Ya llegó el Poseidón!

En junio de 2020, un experto político-militar, ex jefe del servicio especial israelí «Nativ», Yakov Kedmi, habló en la televisión israelí ITON TV en el programa Carpeta especial sobre el complejo no tripulado ruso «Poseidon», un apparato único capaz de navegar en alta mar y de transportar una carga nuclear de alta potencia bajo el agua a una gran velocidad.

La idea de «Poseidón» no es nueva en absoluto. Ya a finales de los años 40 y a principios de los años 50, un proyecto similar llamado T15 fue considerado seriamente por los departamentos militares y científicos de la URSS. Más tarde, en sus memorias, el padre de la bomba de hidrógeno rusa, el académico Sakharov, describió su propia idea de un torpedo con un motor termonuclear, que se le ocurrió después de las exitosas pruebas en 1961 de la bomba lanzada desde el aire de 50 megatones, la AN602. En caso de un enfrentamiento militar entre la URSS y los Estados Unidos, como posible ataque de represalia, un submarino podria haber lanzado una bomba a las costas orientales de América del Norte, con una carga atómica de alta potencia capaz de causar un gran tsunami, que no solo destruiría toda la zona costera y su infraestructura, sino que también conduciría a significativas bajas civiles. 

El proyecto Poseidón de hoy en día, anteriormente conocido como Status 6, con el nombre en clave de la OTAN Kanyon, es la última generación de torpedos guiados lanzados desde submarinos de clase Belgorod. Como Yakov Kedmi enfatiza, Poseidón es el torpedo más grande del mundo, que tiene unas características muy peculiares que lo hacen único en su tipo. En primer lugar, su profundidad de inmersión puede alcanzar los 1000 metros, en segundo lugar, su motor nuclear permite que el torpedo alcance velocidades de hasta 185 km/h y otorga a Poseidón una autonomía de marcha casi ilimitada. Esto significa que esta arma puede vagar por el océano durante años y realizar un ataque impredecible en el momento adecuado. Y en tercer lugar, Poseidón pesa 100 toneladas y puede transportar una carga termonuclear de hasta 100 megatones. 

Las impresionantes características de Poseidón nos empujan hacia la siguiente pregunta: ¿qué lugar ocupará esta terrorífica arma en la confrontación estratégica entre Estados Unidos y Rusia?

Para intentar responder a esta pregunta debemos comprender la situación que se ha desarrollado desde los tiempos de la Guerra Fría. Tanto Estados Unidos como Rusia están armados con la clásica tríada nuclear, contra la cual ambas partes poseen defensas antimisiles capaces de prevenir un posible ataque. Pero con Poseidón la situación es completamente diferente. Por el momento, Estados Unidos no tiene medios de protección contra este torpedo y está perdiendo la confrontación en el campo de acción submarino. La profundidad de inmersión de Poseidón hace que sea casi imposible detectarlo. El poder de su ataque puede destruir puertos enteros junto con ciudades costeras; pero no solo eso. Con el cálculo correcto de la ubicación de la explosión y del poder de la carga Poseidón puede elevar una ola de tsunami de 270 a 450 metros si explota en la costa del continente, o puede crear un terremoto de hasta 15 puntos de magnitud escala sismológica de Richter, si el torpedo se perfora con toda su energía en el subsuelo . Como dato, el terremoto de magnitud 9 más dañino ocurrió en Valdivia, Chile, el 22 de mayo de 1960. 

Yakov Kedmi
Yakov Kedmi

Según Yakov Kedmi, la humanidad aún no puede imaginar todo el poder destructivo de esta nueva arma, que no tiene análogos en el mundo. Lo que está absolutamente claro, es que la aparición de Poseidón ha roto el equilibrio estratégico entre Estados Unidos y Rusia.  

Los medios de comunicación mundiales tratan seriamente el tema del torpedo ruso, y para ello hay razones objetivas, que hemos comentado anteriormente. Las pruebas planificadas para 2020 se pospusieron de junio a septiembre, y es posible que el torpedo sea colocado en un nuevo submarino Khabarovsk. Y aunque hay poca información oficial en fuentes disponibles públicamente, nadie pone en duda de la existencia de Poseidón. Pero lo que más terror produce a Estados Unidos es que su principal aliado y protector, el océano que ha protegido a su continente durante siglos, de las guerras devastadoras, derramamiento de sangre y desastres económicos, es ahora su punto más vulnerable. 

La falta de memoria histórica asociada con la destrucción global y las pérdidas humanas irreparables en las dos guerras mundiales, así como el hecho de que no ha habido conflictos militares en los Estados Unidos durante casi doscientos años, reducen en gran medida el miedo a posibles enfrentamientos graves. La economía estadounidense después de cada Guerra Mundial experimentó un notable crecimiento, y después de la Segunda Guerra Mundial se convirtió en el productor del 50% del PIB mundial, lo que le garantizó su hegemonía mundial durante muchos años. El águila americana vacila y se burla del oso ruso, introduciendo sanciones económicas de todo tipo contra Rusia. Pequeños enfrentamientos entre los militares estadounidenses y rusos en Siria están agrandando los problemas existentes. La aparición de «Poseidón» solo acercó un posible conflicto militar entre los Estados Unidos y Rusia, y el mundo entero está horrorizado de tan solo imaginarse las posibles consecuencias de un enfrentamiento entre las dos potencias. 

Para ilustrar los hechos expuestos anteriormente puede verse este vídeo publicado en la televisión rusa.

Об авторе Inga

Vivo y estudio en Madrid, España, en la Universidad Rey Juan Carlos haciendo la carrera de Relaciones Internacionales.
Читать все записи автора Inga

Добавить комментарий